España reabre investigación contra Humberto Moreira por lavado de dinero

374

Agencias.- La Fiscalía Anticorrupción ha solicitado al juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz que reabra la investigación al expresidente del PRI de México y ex gobernador de Coahuila,Humberto Moreira, tras recibir nuevos datos que le inculpan en un delito de blanqueo de capitales, según ha podido confirmar La Vanguardia de fuentes de la investigación.

Moreira fue detenido en España en enero de 2016 tras una investigación de la UDEF de la Policía y de Anticorrupción en la que aparecieron sospechas de que habría estado blanqueando dinero en España procedente de la corrupción durante su etapa como gobernador. Además, tenían indicios de que podría haber estado vinculado a un cártel.

Tras su detención e ingreso en prisión, el juez decidió archivar el caso al dar por válidas las explicaciones de Moreira de que todo el dinero movido era producto del beneficio de sus sociedades. No obstante, la Fiscalía mantuvo la investigación y ahora ha solicitado la reapertura del caso tras recibir el testimonio de dos testigos, que han declarado ante la Fiscalía de San Antonio (Texas).

Con las nuevos datos aportados por los testigos y analizados por la Policía española, Anticorrupción solicita al juez al reabra la causa contra Moreira, que se libre una comisión rogatoria a la Fiscalía de San Antonio para tomar declaración a estos testigos y obtener documentación que acredite los nuevos datos ofrecidos contra Moreira.

Además, solicitan al instructor que libre otra comisión rogatoria a México para que ordene a la Policía mexicana y a la Procuraduría General del Estado realizar las pesquisas y diligencias necesarias para contextualizar y, en su caso, verificar la documentación e información aportada en su día por Moreira y que sirvió para archivar el caso.

Lo más relevante que extrae la Fiscalía de estos nuevos testimonio es que Moreira, durante su época de gobernador del Estado de Coahuila, se habría apropiado de unos 3.000 mil millones de pesos mediante actos de corrupción y malversación de fondos públicos.

La Fiscalía considera que hay nuevo indicios de que Moreira habría formado una estructura societaria, sin actividad real, con la intervención de “testaferros” y con el fin de dar cobertura a ese enriquecimiento ilegal. Además, sospechan que habría mantenido relaciones con los cárteles CDG /Golfo) y CDZ (Zetas) durante su etapa de gobernador.

Para Anticorrupción, lo más relevante en cuanto a la reapertura de la investigación es la relación con actos de corrupción que han enriquecido ilegalmente al expresidente del PRI, sus vínculos con el crimen organizado.

Además, Anticorrupción considera que con las nuevas declaraciones obtenidas ha quedado rota la legitimación del dinero del que disfrutó Moreira en España, “resultando, por tanto, que el patrimonio detectado a Moreira es el afloramiento de los beneficios obtenidos por los actos de corrupción y de vinculación con el crimen organizado”.