Migrantes intentan cruzar muro fronterizo; agentes de EU lanzan gas lacrimógeno

779

Agencias.- Cientos de centroamericanos de la caravana migrante intentaron saltar la valla fronteriza que separa a México y Estados Unidos, en Tijuana, en medio de empujones y con mujeres que llevaban incluso a sus niños, sin que la policía local pudiera contener a la multitud.

Al menos 500 migrantes de los 5 mil centroamericanos se separaron de la marcha y se lanzaron, sin éxito, hacia la línea fronteriza de Estados Unidos.

En el puente El Chaparral, situado a por lo menos tres kilómetros de distancia de EU, los centroamericanos rompieron filas y empezaron a correr con rumbo al Canal del Río Tijuana, muy cercano a la garita de San Ysidro, tomando por sorpresa a los agentes federales.

Helicópteros estadounidenses sobrevolaban cerca de la frontera, controlando los intentos de cruzar de los migrantes.

“Se pararon unos amigos que iban a tirarse (del muro). Y nos tiraron una bomba y un americano nos hacía señas que nos iba a matar”, indicó a Efe Alexis, un migrante hondureño integrante de la caravana.

Al menos tres migrantes de la caravana cruzaron a Estados Unidos mediante unos tubos que hay en la puerta un tren en la estación fronteriza. Dos trataron de brincarse el segundo muro metálico pero sólo uno lo hizo.

Las fuerzas de seguridad de Estados Unidos comenzaron a lanzar bombas de gases lacrimógenos a los migrantes, quienes algunos intentaron cruzar por debajo de la valla fronteriza.

EU cierra la garita en San Ysidro

La Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, en inglés) informó que se cerraron los accesos peatonales y el de vehículos.

Algunos de los organizadores de la marcha, advirtieron a los centroamericanos que no siguieran avanzando hacia la frontera, sin embargo no lograron contenerlos.

“No somos criminales, somos trabajadores internacionales”, gritaron algunos durante la marcha, que portaron mantas y cartulinas referentes a las banderas de sus países de origen y que realizaron durante la semana.


Milenio