Recuperan tres cadáveres momificados en el Pico de Orizaba

356

Agencias.- Los cuerpos momificados de tres alpinistas quienes murieron en 1959 en el volcán Citláltepetl o Pico de Orizaba en Veracruz, fueron rescatados el pasado martes por personal de Alta Montaña de la Defensa Nacional.

Los restos de los alpinistas de aproximadamente 18, 20 y 40 años de edad, fueron localizados en la cara norte del volcán a 5 mil 300 metros sobre el nivel del mar.

El 1 de marzo de 2015, un grupo de montañistas halló por casualidad los cuerpos momificados cerca de la cima. El caso llamó la atención de muchos mexicanos y pareció resolverse después de que Luis Espinosa, alpinista que ahora tiene 81 años, asegurara inmediatamente que eran compañeros suyos que desaparecieron en una expedición a la montaña en 1959 y que fue sorprendida por una avalancha.

Estos tres alpinistas fueron los únicos reportados desaparecidos, además de que Espinosa, al ver imágenes de los cuerpos, ha dicho reconocer el suéter de uno de ellos.

Pero será ahora, con exámenes de ADN, cuando se dé una identificación oficial. Se han identificado posibles familiares de dos de ellos.

“Sabíamos dónde estaban los cuerpos, en 2016 mandé una expedición especializada, verificamos que eran tres cuerpos y por un anillo supimos que eran mis tres compañeros, por un anillo con las iniciales de Juan Espinosa Camargo”, dijo este martes a la AFP Luis Espinosa, sin parentesco con el alpinista accidentado.

Explicó que la operación había sido prácticamente imposible. “Estaban envueltos en una masa de hielo, pero este martes fue posible el rescate, estamos en los trámites para entregar los cuerpos”, añadió.

Los rescatados, según el testimonio de Luis Espinosa, serían Enrique García Romero (ingeniero), Juan Espinosa Camargo, ambos con familiares vivos, y Manuel Campos Reyes (experto de montaña).

“Es un descanso porque ese sentimiento de no poderlos salvar y recuperar era para mí una continua preocupación que hoy me liberé de ella, que descansen ya”, añadió Espinosa.

Los tres cuerpos ya están en manos de la fiscalía para proceder a su identificación oficial.