Clavadista Paola Espinosa estalla contra Ana Guevara por quedar fuera de Tokio

256

Paola Espinoza, una de las clavadistas mexicanas más laureadas de la historia, acusó a la Directora de la Comisión de Cultura Física y Deporte (CONADE) de orquestar su exclusión del equipo de clavados que competirá en los Juegos Olímpicos de Tokio.

Ella junto con Melany Hernández obtuvo la plaza para el país en trampolín sincronizado de tres metros al ganar la medalla de bronce en el Campeonato Mundial de 2019, y dijo que Guevara le prometió que la plaza sería de ambas por ese logro, pero no fue así.

“Yo me gané ese lugar para los Juegos, en una prueba histórica para el país porque desde Atenas 2004 no se clasificaba… Nos lo ganamos con trabajo, esfuerzo y dedicación”.

Ir a Tokio hubiera marcado la quinta participación consecutiva de Espinosa en unos Juegos Olímpicos, trayectoria que comenzó en Atenas 2004.

“En su momento la apoyé porque confiaba en ella y sabía que podía hacer algo increíble y que al haber sido deportista nos entendía a nosotros, pero al paso del tiempo se dieron cosas que no me gustaron y no podía meter las manos al fuego por cosas que a mi no me gustan. Simplemente siento que es la peor administración que hemos tenido”

Paola dijo que el desencanto de Guevara con ella se dio por dos razones: la primera porque en medio de la incertidumbre sobre su plaza, acudió al Comité Olímpico Mexicano para hablar con su presidente Carlos Padilla Becerra.

Y la segunda fue cuando declinó pronunciarse en contra de la eliminación del Fondo para el Deporte de Alto Rendimiento (FODEPAR), un fideicomiso que entregaba dinero a los atletas de alto rendimiento.

El gobierno mexicano anunció la desaparición de ese fideicomiso al argumentar malos manejos de los recursos públicos. La Secretaría de la Función Pública realizó auditorías en 2019 y 2020 y sancionó a cinco funcionarios, todos cercanos a Guevara.

“No quería meter las manos al fuego por algo que no era mío… A mí no me consta, no sé si sea verdad o mentira el tema de los desvíos”

La clavadista de 34 años dijo no tener pruebas físicas de sus acusaciones ni de las promesas hechas por los dirigentes porque todo fue de palabra.

Por su parte Ana Gabriela Guevara calificó de un “pataleo” las declaraciones de Paola.

“Tengo que apegarme directamente a lo deportivo y no tengo ninguna declaración al respecto”